Compartir

{{title}}
{{buttonText}}
alt

7 planes de Navidad para hacer con niños en Madrid

Que la magia te acompañe

13/12/2023 –

Actualizado: 22/11/2022

Madrid en sí misma es un planazo para Navidad. Dejarse llevar por sus calles iluminadas, pasear por la Plaza Mayor y su histórico mercado navideño, tomarse unos churros con chocolate o perderse por las luces del Jardín Botánico. Repasamos los planes más tradicionales y otras novedades que llegan a la capital para hacer que estas fiestas sean inolvidables para niños y mayores.

1. Articus

Este año Madrid estrena Articus, más de 100.000 metros cuadrados dedicados la Navidad en plena Casa de Campo. Aquí los niños alucinarán con un parque lleno de atracciones donde una gran noria aclimatizada permitirá disfrutar de un bonito skyline de la ciudad. También habrá exposiciones de dinosaurios y espectáculos como Peter Pan on Ice, un planazo para estas fiestas.

Cartel Articus
El Ártico llega a Madrid. Foto: Articus

No faltarán los puestos de los tradicionales del mercados navideños donde hacerte con ese recuerdo especial para colgar en el árbol o completar el belén; y una pista de hielo donde calzarte los patines y donde las risas -y las caídas- están aseguradas. El gran árbol de Navidad Repsol será otra de las sorpresas: una actividad experiencial dirigido a familias en la que 8 bicis movidas por la energía de las personas iluminarán un árbol de navidad de 14 metros. Podrás llevar tu foto de recuerdo en el photo point que hay junto al árbol.

No te pierdas el iglú con auroras boreales donde los animales cobran vida, la senda sensorial por el Ártico o el karaoke donde podrás cantar villancicos y transformar la vibración de sus voces en energía eléctrica con la que se cargará un vehículo Wible. Otro plus: podrás llegar hasta Articus en uno de los cuatro autobuses lanzadera propulsados con biocombustibles Repsol que salen desde la Cuesta San Vicente/Príncipe, el Parque del Oeste/Plaza España, el Parking disuasorio Hipódromo o Nuevos Ministerios.

2. Las luces del Botánico

La cuarta edición de la Naturaleza Encendida llena el Real Jardín Botánico de luminosas y coloridas setas. Un millón de luces LED unidas por más de 30 kilómetros de clave dan forma a un universo que nos lleva al Origen de la vida y que propone un hipnotizante paseo en familia.

Encendido luces navidad Botánico de Madrid

Un millón de luces LED homenajean el mundo de las setas. Foto: Alfredo Cáliz

Un viaje al fascinante mundo de los hongos a través de 20 instalaciones lumínicas donde encontrarás siluetas tan reconocibles -como la del champiñón- a otras más desconocidas -como la esfera del clatro rojo-. Carga bien tu móvil, porque no pararás de hacer fotos de cada escena. Y para los amantes de la fotografía, se expone una interesante muestra científica de Carlos de Mier en el Pabellón Villanueva.

3. El Laberinto de Tim Burton

Nunca antes había sido tan fácil adentrarse en la mente de un genio del cine. Ahora es posible hacerlo con el Laberinto de Tim Burton, un universo inmersivo de más de 18.400 metros en el que se recrean escenas de sus grandes películas y donde se exponen 200 bocetos originales -muchos de ellos inéditos- cedidos por el propio director.

Laberinto de Tim Burton
Nos colamos en la mente de Tim Burton.

¿Quién no recuerda sus grandes películas? 'Beetlejuice', 'Batman', 'Eduardo Manostijeras', 'Sweeney Todd', 'Pesadilla antes de Navidad', 'La Novia Cadáver' o 'Charlie y la 'Fábrica de Chocolate'. Niños y mayores lo pasarán en grande recorriendo las diferentes salas donde sus historias y personajes cobran vida de una forma sorprendente. Ojo, al ser un laberinto, cada recorrido ofrece una experiencia diferente.

4. ¡Viva el circo!

Frente al Palacio de Hielo de Madrid, una gran carpa acoge Cometa Soy Yo, un espectáculo de circo contemporáneo que triunfa cada Navidad. Se trata de la historia de Cometa, una heroína que llega a la tierra para impartir justicia poética. Dos horas en las que el público no podrá dejar de aplaudir las coreografías de los bailarines y acróbatas de la compañía Perfordance, los diferentes números circenses y los sketches payasiles de la protagonista. Humor, teatro, danza y circo unidos en un espectáculo mágico.

Cometa Soy Yo
Frente al Palacio de Hielo de Madrid, una gran carpa acoge Cometa Soy Yo.

Otra cita ineludible es Luzia, el nuevo espectáculo itinerante del Cirque du Soleil, inspirado en la cultura y la historia de México, un vibrante viaje donde no faltarán las acrobacias, el folklore y los efectos especiales. La lluvia y la música, ejes centrales del espectáculo, te dejarán sin palabras.

Luzia, el nuevo espectáculo itinerante del Cirque du Soleil.
Luzia, el nuevo espectáculo itinerante del Cirque du Soleil.

5. La Plaza Mayor en Navidad

El Mercado de la Plaza Mayor es uno de los rincones donde más se respira la Navidad en Madrid. El sitio ideal para comprar desde esa figurita artesanal del pastor que esquila para el Belén, al pesebre más kitsch; diferentes caganers o esa diadema que mueve las orejas al tiempo que se ilumina. Para los más pequeños de la casa, el carrusel instalado en la misma plaza, propone aumentar la magia del momento. Después puedes terminar la tarde con una buena merienda de chocolate con churros.

MERCADO DE NAVIDAD DE MADRID. PLAZA MAYOR. 2019

Los jugadores de cartas, una de las piezas más solicitadas. Foto: Sofía Moro

6. El Museo de las Ilusiones

El 'Museo de las Ilusiones' es otra apuesta segura para ir con niños estas navidades. Situado muy cerca de la plaza Tirso de Molina, frente al Teatro Fígaro, este pequeño universo de efectos ópticos zambulle a toda la familia en un paseo plagado de juegos mentales, estereogramas e imágenes en 3D donde nada es lo que parece.

Museo de las Ilusiones
El Cuarto de Ames en el Museo de las Ilusiones, donde el tamaño no depende de ti. Foto: Alfredo Cáliz

Falsas percepciones, imágenes tridimensionales escondidas, ilusiones fotográficas, hologramas y otros muchos trucos creativos desafían a la mente continuamente. El Túnel de Vórtice te reta a mantener el equilibrio y otras salas -como el Cuarto de Ames o el Invertido- animan a interactuar a toda la familia de una forma divertida.

Puente de la Torre de Londres con barcas en el lago artificial del Parque Europa de Torrejón de Ardoz, Madrid.

Las barcas no descansan en este pequeño Támesis con el Puente de la Torre de Londres al fondo. Foto: Hugo Palotto

7. Nos vamos al parque

El invierno es también una buena época para visitar los parques de Madrid: desde el céntrico Parque de El Retiro - donde podremos descubrir sus secretos a mano de sus hobbits-; al histórico Parque de El Capricho, en Alameda de Osuna -con búnker incluido-. También está el viajero Parque Europa, en Torrejón de Ardoz, que ofrece atracciones para los más pequeños entre monumentos como la parisina Torre Eiffel o la Puerta de Brandeburgo de Berlín; o la sorprendente Quinta de Torre Arias que organiza cursos de jardinería para toda la familia.

Te puede interesar